Cultura general | ¿Qué significa carajo?

Son muchas las palabras y expresiones que usamos a diario sin saber su procedencia y sin saber siquiera su real significado. ¿Acaso os habéis preguntado alguna vez de donde proviene la palabra “carajo“, si significado y connotaciones? Bien, pues yo sí, y según la Real Academia de la Lengua Española,carajo” es la palabra con la que se nominaba a la pequeña canastilla que se encontraba en lo alto de los mástiles de las carabelas (navíos antiguos) y desde donde los vigías oteaban el horizonte en busca de señales de tierra.Después de esta introducción rápida y concisa sobre el origen del significado de la palabra “carajo” vamos a descubrir pues de dónde vienen las expresiones que han surgido a raíz de dicha palabra.

El “carajo“, dada su ubicación en un área de mucha inestabilidad (en lo alto del mástil) es la parte del navío donde se manifiesta con mayor intensidad el rolido o movimiento lateral de un barco. También, era considerado un “lugar de castigo” para aquellos marinos que cometían alguna infracción a bordo. El castigado era enviado a cumplir horas y hasta días enteros en el “carajo” y cuando bajaba lo hacía tan mareado que se mantenía tranquilo por un buen par de días. Es de aquí, de donde proviene la célebre frase “mandar al carajo“.

En la actualidad “carajo“, es capaz de definir toda la gama de sentimientos humanos y todos los estados de ánimo. ¿Cuantas veces, al apreciar que una cosa es buena o te gusta, no has exclamado: “esto está más bueno que el carajo”?

Si te habla un extranjero y no entiendes lo que te dice, le preguntas al interprete: “¿qué carajo dice?” Si te molestas con alguien “lo mandas pal’ carajo“. Si algo te importa poco es que “te importa un carajo”. Pero, si ese algo te importa mucho, entonces porque “te importa más que el carajo

Si una mujer está de buen ver, es “que está más buena que el carajo“, si es un hombre el que se gana las miradas de las damas es porque “ese está del carajo“. Si alguien reside lejos, se dice que “vive más lejos que el carajo“. ¡CARAJO!, es que no hay nada que no se pueda definir, explicar o enfatizar sin añadir un “carajo” a la frase. También son comunes estas expresiones según lo que se quiera enfatizar:

Si la forma de proceder de una persona te causa admiración entonces dices que “ese tipo es del carajo“. Si un comerciante se siente deprimido por la situación actual de su negocio, exclama: “si esto sigue así nos vamos a ir pal’ carajo“. Cuando una persona se encuentra con un amigo que hace mucho tiempo que no ve, le saluda y le pregunta con un “¿qué es de tu vida? ¿dónde carajo te habías metido?“.

Así que desde ahora, queridos amigos, podremos decir “carajo” o “mandar a alguien para el carajo” con un poco más de cultura y autoridad académica. Yo por mi parte me voy despidiendo deseándoles que “pasen un verano del carajo

@zurcodracir // +RicardoCruz

Anuncios

No te muerdas la lengua, deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s